Sala de prensa

Sala de prensa

27.01.2011

Red Eléctrica inicia el tendido del segundo cable submarino entre la Península y Baleares

Red Eléctrica ha iniciado hoy el tendido del segundo de los tres cables submarinos que compondrán la interconexión eléctrica entre la península Ibérica y las Islas Baleares. El Skagerrak -uno de los dos únicos barcos en el mundo capaces de realizar estos trabajos- ha comenzado a depositar en el fondo marino los primeros metros de cable (de 237 kilómetros de longitud) que enlazarán Santa Ponsa (Mallorca) con Sagunto (Valencia). La conexión del extremo del cable con el sistema eléctrico de Mallorca se ha realizado con la ayuda de un equipo de buzos, que lo ha acercado a la costa.

Los trabajos realizados por el Skagerrak son similares a los llevados a cabo por el Giulio Verne durante el tendido del primer cable de la interconexión (ver nota de prensa). Este barco partió de Mallorca el pasado 13 de enero y ya ha completado más de la mitad del recorrido.

El proyecto Rómulo consiste en la construcción de la primera interconexión eléctrica entre la Península y Baleares. Este enlace, submarino y en corriente continua, se compone de tres cables de 237 kilómetros cada uno que alcanzan una profundidad máxima de 1.485 metros. Cuando esté en funcionamiento, la conexión aportará en torno al 25% de la electricidad que se consume en las islas, lo que permitirá diversificar el suministro del archipiélago.